Pediatria social-Social Pediatrics

Blog de Pediatria Social

Archive for the ‘Pediatria (Paediatrics)’ Category

En todas partes cuecen habas

leave a comment »

faves…menos en Cieza, Murcia, que se las comen crudas, de aperitivo.

Las habas (Vicia fava) son unas leguminosas que han formado parte de la dieta mediterráea desde hace milenios. Se ha dicho que el Imperio Romano se hizo a base de habas, alimento esencial y altamente proteico que formaba parte principal de la dieta de los legionarios.

Tiernas, en su tiempo, hacia el final del invierno, o secas, que pueden conservarse hasta el año siguiente. Con poco aderezo constituyen un plato excelente. Si además se les añade morcilla (o butifarra) negra, unos trozos de panceta y unas hojas de menta, habas a la catalana, se obtiene una delicia. Ahora se han puesto de moda una especie más pequeña (habas mini) que frescas, parece como un condumio más ligero, al estilo de los guisantes.

En catalá se las llama “faves”, con uve. No confundir con las “fabes” asturianas (Phaseolus vulgaris) de la popular “fabada”, una delicia que merece otro comentario.

Los componentes sociales de las habas, junto con alguno de sus componentes proteicos han llevado a los periódicos la noticia del percance que ha sufrido una ciudadana de aquí cerca que la ha llevado a la UCI (https://www.diaridetarragona.com/tarragona/Una-mujer-de-Valls-en-la-UVI-por-comer-habas-20180506-0031.html).

Los pediatras ya deben saber porqué (ha sido pregunta de MIR varias veces): las habas afectan a las personas que carecen del enzima G-6PD (glucosa-6-fosfato-deshidrogenasa) en sus hematíes, que con su ingesta, y también de otras substancias o medicamentos (AINE, sulfamidas, antimalariales, etc.), se desencadena una anemia hemolítica que puede ser grave. La carencia es una patología hereditaria, ligada al cromosoma X y relativamente común. En el Mediterráneo hasta un 1% de la población. En todo el mundo puede haber más de 400.000.000 de afectados portadores del gen. Y no es broma porque hace un par de años en Lancet publicaron el informe GBD (Global Burden of Disease: Carga Global de las Enfermedades) que cifra las muertes en 33.000 para el año 2015.

Interesante es también que la mutación genética que determina la deficiencia de G-6PD se considera que se asocia con la incidencia de la malaria: una mutación epigenética que se ha transmitido a través de las generaciones que protege contra la terrible parasitosis, pues los plasmodios no pueden reproducirse en los hematies de los G-6PD deficientes, como sucede en otras hemoglobinopatías.

Que el caso publicado en los medios se origina cuando la víctima, que nunca había comido habas, accedió a consumirlas en una comida familiar, con las habas acabadas de recoger en un huerto de sus parientes. Compromisos sociales que saltan sobre procesos biológicos, genéticos y personales. Que se publique en un diario de “provincias” forma parte de los compromisos sociales de la prensa local. En cualquier caso sirve para ilustrar la constante social de cualquier patología.

X. Allué (Editor)

(Nota: la imagen que acompaña este post procede del repositorio Wikimedia Commons)
Anuncios

Written by pedsocial

8 mayo 2018 at 6:27

XXI Congreso Español de Pediatría Social (Madrid, 22 y 23 de Noviembre 2013)

leave a comment »

LogoEste més se celebrará la vigésimo-primera edición de los congresos de Pediatria social en Madrid.

Cualquier dato de contacto o información lo encontraréis en: http://www.pediatriasocial.es/XXICongreso2013.htm .

Un lugar y una ocasión para renovar contactos, hacer nuevos y repasar los temás más actuales de la Pediatria social vistos desde sus profesionales. naturalmente que abierto a todos los pediatras y a miembros de profesiones aliadas, enfermeros, maestros, trabajadores sociales, psicólogos, pedagogos y cualquiera que se interese en los niños.

Por cierto, la Comisión de Formación Continuada de Profesiones Sanitarias de la Comunidad de Madrid ha concedido 2,8 créditos a los asistentes al Congreso.

Realmente hoy, 31 de octubre, se cierra el plazo para la presentación de pósters y comunicaciones… (pero es hasta medianoche, y como viene un fin de semana largo, si alguno se retrasó, hasta el lunes los van a admitir. Pssss!)

Nos vemos en Madrid.

Xavier Allué (Editor)

Written by pedsocial

31 octubre 2013 at 0:01

Bilingüismo y aprendizaje

with 6 comments

Una decisión mastuerza del Tribunal Superior de Justicia y el vocerío preelectoral coincidiendo con el comienzo del curso, han vuelto a poner de actualidad una aburrida polémica sobre la enseñanza en catalán en Cataluña. Treinta años después de que esté en vigencia en el sistema educativo catalán el programa de inmersión lingüística, los jóvenes catalanes hablan y escriben en la lengua del país y tienen mejores niveles de español que sus coetáneos de algunas CCAA de habla castellana. Esa es la realidad.

Desde aquí no vamos a defender una postura política ni deseamos entrar en debates culturales. Pero si ofrecer algunas reflexiones sobre el aprendizaje y uso de las lenguas por parte de los menores.

Aunque algunos se resistan a creerlo, lo habitual en la mayor parte del mundo es que la gente utilice dos o más lenguas para entenderse. En una mayoría de estados, las lenguas oficiales son más de una. Así sucede en Europa, en buena parte del Oriente, por descontado en África y, también, en América.

La mayor parte de los nuevos inmigrantes que en el último decenio han llegado a nuestro país, ya de origen hablaban más de una lengua: magrebíes que además del árabe, hablan francés o tamazit o chelja. Nigerianos que hablan inglés y yoruba, senegaleses que, además de francés, hablan mandinga o wolof. Rumanos que hablan alemán. Ecuatorianos que usan el español y el quechua.

Parece evidente que las personas que conocen más de una lengua tienen facilidad para aprender una tercera y aún otras. Existen además publicaciones que muestran evidencia de que los bilingües tiene una menor incidencia de demencia senil y enfermedad de Alzheimer.

Toda mi vida a transcurrido en países donde había más de una lengua oficial: Canadá, Euskadi, Baleares o Cataluña. Incluso en un período en los Estados Unidos antes de la notable presencia del español actual, viví en un estado que, además del inglés, reconocía como lengua oficial el cherokee. Nunca se me han presentado problemas de pacientes que se relacionasen con dificultades por utilizar más de una lengua.

Tengo la suerte de usar habitualmente tres idiomas, puedo hacerme entender en cinco y leer siete, además de media docena de formas dialectales de los tres primeros. Si tuve que hacer un esfuerzo siempre fue en beneficio de quienes servía: niños y sus padres con algún problema de salud. Ocasionalmente he tenido que utilizar intérpretes: de árabe, de eskimo, de griego, de switzerdeutsch—que es lo que hablan tres de mis nietos, además del español—y me he sentido frustrado. No puedo entender que los líderes políticos españoles sean tan obtusos que no dominen por lo menos una lengua de las de uso internacional. Ni que no hayan hecho un esfuerzo por aprender alguna de las otras cuatro lenguas oficiales del estado español.

Todo el mundo reconoce que los niños pequeños no tienen problemas para aprender más de una lengua. Es después, cuando de adultos interviene la voluntad, cuando se hace difícil aprender otra lengua. Pero, sobre todo, cuando se mantienen prejuicios o posturas autárquicas.

Los médicos, y especialmente los pediatras, no podemos permitirnos que por desconocer la lengua de nuestros pacientes, su salud pueda verse perjudicada.

Los pediatras además, tenemos la obligación de promover el plurilingüismo entre los menores y denunciar las limitaciones al libre uso de todas las lenguas.

X. Allué (Editor)

Enhanced by Zemanta

Written by pedsocial

18 septiembre 2011 at 22:43